Archive for 23 agosto 2010

NDM-1 el gen de inmunidad frente a antibióticos que se transmite entre las bacterias

agosto 23, 2010

Dejo esta entrada como una noticia rápida sobre una de esas noticias propias del inicio de una novela de ciencia ficción.

Se trata de el descubrimiento en hospitales londinenses de pacientes infectados con bacterias resistentes a todos los antibióticos conocidos. Se cree (si bien parece que hay controversia al respecto) que esos pacientes fueron infectados en hospitales de India y Pakistan dónde habían acudido a hacerse operaciones de cirugía estética (mas baratas) o simplemente habían sido atendidos allí de diversas dolencias.

La inmunidad de esas bacterias se debe a un gen situado en en la zona de ADN que las bacterias pueden transmitirse entre sí.Eso significaría que, caso de propagarse, podría llegarse a tener que la mayoria de bacterias actuales se volvieran inmunes a los antibióticos.

En la práctica eso podría significar que no tendríamos ninguna herramienta eficaz para combatir las infecciones, y, en ese aspecto, volveríamos al estado del siglo XIX. Por supuesto seguimos teniendo otro tipo de herramientas, en particular la higiene, así que no estaríamos tan mal. Con todo caso de expandirse el gen NDM-1 alguna gente habla de millones de muertes.

Aprovecho para recordar estudios recientes que indican que elementos tan comunes como los teclados de ordenador y los móviles son receptorios de bacterias y que llegan a acumular poblaciones bacterianas hasta 5 veces mas populosas que lugares mas “sospechosos” como los wateres y cosas así.

Aviso soy físico y estudiante de matemáticas, con gusto por la cultura científica amplia, eso sí. No soy biólogo, médico, ni nada similar así que no debe tomarse esta entrada nada más que como un aviso para que se indage al respecto. Simplemente me parecía una noticia lo bastante importante como para dejar constancia de ella, ya que, por ahora, no parece haber mucho al respecto escrito en español en la web.

Como perder el tiempo cuanticamente

agosto 18, 2010

Hace 2 años hubo un concurso, organizado por la fundación templeton y el FQXI pidiendo artículos sobre la naturaleza del tiempo y pagando 10.000 dólares al ganador de dicho concurso. Podéis leer lo que escribí sore el particular en mi otro blog: The fqxi time essay contest.

Lo curioso del asunto es que soy mas dado a leer libros y artículos arxiv sobre hep_th (high energy physics, theory) y, si acaso sobre gr_qc (general relativity, quantum cosmology). Con esa base mi mayor contacto con las delicadezas de la física del tiempo provienen de las curvas de tiempo cerrado que parecen en relatividad general, y, mas por capricho que por otra cosa, con los taquiones.

No viendo pues grandes elucubraciones sobre el asunto no se me ocurrió otra cosa que lanzarme por mi cuenta y riesgo a especular sobre como podría ser un tiempo cuántico. Tenía algunas motivaciones razonables para ello, y el caso es que desarrollé un tanto el tema. Incluso alguna gente me dio pistas sobre algunos problemas obvios.

Cuando llegó ese concurso decidí aprovechar ese esfuerzo y presentarme. Al fin y al cabo veía que muchos de los artículos enviados, sobre todo inicialmente, eran realmente flojos. Según fui documentándome para asegurarme de que entregaba algo digno me dí cuenta de que si había gente que se dedicaba a a elucubrar sobre esos temas, la que suele publicar en arxiv quant-ph que es una zona que apenas frecuento. Una vez visto el percal me dí cuenta de que lo que hubiera podido publicar tenía todos los boletos para ser considerado “chaladura” (es decir, lanzarse a elucubrar sin haber leído lo suficiente)así que en cierto modo modo fue una suerte que por circunstancias de última hora no pudiera enviar nada. Digo “casi” porque algunos aspectos de lo que tenía pensado estaban basados en temas que si conocía, de los libros sobre agujeros de gusano, y de algunas otras cosillas de libros de gravedad cuántica y cosas de prigogyne. Digamos que comparado con la mayor parte de cosas que se enviaron hubiera sido de lo mas sensato.

Bien, no hace mucho en el blog del arxiv comentaron un artículo sobre la relación del tiempo y las geodésicas cerradas. Podéis leer la traducción en el blog de ciencia kanija: Una máquina del tiempo cuántica resuelve la paradoja del abuelo

Como podéis leer en los comentarios la gente se queja de que no entiende demasiado. Y tienen razón. El caso es que me leí el artículo original del arxiv, así como algunos de los que referenciaba. Además, curiosamente, desde entonces han aparecido algunos artículos más sobre el particular. Me llamó l atención que esos artículos no tienen en cuenta un aspecto que en su momento se me había ocurrido a mi.

Es fácil explicar por encima la idea. Esa gente propone que cuando uno sigue una curva cerrada se encuentra con un estado de superposición cuántica. No es algo muy sorprendente, es casi lo primero que uno podría intentar. Por ejemplo: En la serie “flasforward” reciente emitida en cuatro (basada en una novela del autor de CF Robert J. Sawyer) se usa la misma idea. Es llmativo que mucha de la gente que trata esos temas sean personas interesadas en computación cuántica (como el propio Sawyer). El tipo de cosas que se contemplan en ese campo son muy chocantes para alguien acostumbrado a la física de cuerdas. Por ejemplo, parece ser que una motivación para estudiar esos asuntos es la posibilidad de usar un ordenador normal para resolver de modo lento (NP, no polinomial) un problema dado (evidentemente prque no se tiene un mejor algoritmo), dejar que termine de computar la solución y cuando la tenga enviarlo en una curva de tiempo cerrada de vuelta al momento en que se puso a hacer os cálculos, con o cuál lo habrá resuelto en tiempo polinomial.

En fin, muy raro. El caso es que decía que había localizado un problema en las superposiciones de estados cuánticos. Es muy fácil de explicar. no puede viajar en el tiempo y cambiar no un estado cuántico sino el propio estado de vacío. Como los estados cuánticos son excitaciones de vacío y no pueden hacerse superposiciones entre estados correspondientes a vacíos distintos (regla de superselección) no pueden resolverse todas ls paradojas temporales por esos métodos.

El caso es que seguir el quant_ph para ponerse al día en esos temas es un lío. Y ni siquiera creo que me interese lo suficiente. Pero como uno tiene curiosidad (la que ya se sabe mató a gato de Schröedinger) busca soluciones menos complicadas. Y he encontrado un libro entero sobre el tiempo cuántico: Time in quantum mechanics.

Como tiene buena pinta tengo intención de irlo ojeando (y comparando lo que viene con mis ideas de antaño) Eso sí, cuando tenga tiempo para ello, tiempo cuántico, of course 😉

La teoría de cuerdas desmitificada

agosto 2, 2010

La teoría de cuerdas es algo que a nivel formal sólo suele estudiarse en cursos de master/doctorado (o como dicen los ingleses, graduates).

Por ese motivo hay muy poco material didáctico orientado para cursos de licenciatura (undergraduates). Hasta hace bien poco posiblemente el único libro fuese el de Barton Zwiebach: “A First Course in String Theory”.

Recientemente se ha unido a esta categoría el libro sobe el que trata esta entrada “string theory demystified”, escrito por David McMahon. Este libro pertenece a una colección que incluye títulos como, por ejemplo, “quantum field theory demystified” o “relativitity demistifyed”.

El “demistificamento” parece consistir en explicar las cosas con mucho detalle matemático, haciendo un uso mínimo de notaciones condensadas para las fórmulas y haciendo algunos de los pasos con mucho detalle.

Eso está bien en el sentido de que es mas sencillo no perderse. Pero conlleva que la extensión de los temas expuestos ocupe mucho espacio. Posiblemente por eso se limitan a explicar las bases de los aspectos imprescindibles de la teoría de cuerdas, pero no entran nunca a profundizar.

Otro aspecto destacado es que evitan tratar temas que requieran matemática que no se enseña comúnmente en licenciatura, como topología y similares. Esto impide que se traten tema como las compactificaciones de cuerdas en geometrías medianamente realistas.

Eso sí, siendo un libro reciente se presentan temas no sólo de la primera revolución de la teoría de cuerdas, basicamente teoría perturbativa en el worldsheet, sin que se incluyen las bases de la 2ª revolución de la teoría de cuerdas, como la teoría de D-branas.

Los dos último temas son los mas avanzados pero también los mas esquemáticos. Uno de ellos se dedica al estudio de los agujeros negros, el otro a la cosmología (único capítulo que he leído, el esto del libro me he limitado a ojearlo con el detalle mínimo requerido para hacer esta reseña).

Desde luego no es un libro que sirva para poder dedicarse posteriormente a investigar en teoría de cuerdas, pero si puede ser útil a licenciados en física que quieran saber sobre el tema mas de lo que se cuenta en libros de divulgación. Aviso, deberían ser licenciados en física teórica ya que que este libro asume conocimientos técnicos previos de teoría cuántica de campos o relatividad general (imagino que físicos de otras especialidades podrían probar a leerse los correspondientes “demystified” de esas materias, que, por cierto, están escritos por e mismo autor).

Pese a sus deficiencias este libro da una imagen mas correcta de la teoría de cuerdas de la que aparece en el capítulo correspondiente de “el camino a la realidad” de Roger Penrose, que posiblemente sea otra de las pocas fuentes que traten el tema con un enfoque similar.

Quienes lean este libro y quieran saber algo mas sobre cuerdas, sin necesidad de entrar en libros didácticos, posiblemente deberían leer los dos libros de divulgación de Brian Green: “el universo elegante” y “el tejido del cosmos, así como el de Susskind “el paisaje de la teoría de cuerdas” que toan temas comentados en este libro y que conviene saber, aunque sea a nivel divulgativo, para tener una idea cabal de en que consiste la teoría de cuerdas.

Para concluir dejo un link al índice de temas tratados en el libro: Contents